Artes Visuales y Plásticas

El surrealismo

Publicado el 28 de abril de 2015
Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Share on LinkedIn0Digg thisShare on Tumblr0Email this to someone

Tan bello como el encuentro fortuito de una máquina de coser y una sombrilla sobre la mesa de operaciones.” Conde de Lautréamont

El sabor oculto de un nuevo platillo, el tono de un atardecer para el que no encontramos un color para describirlo, esa ligera confusión de una analogía aparentemente sin sentido que nos hace pensar qué es lo que estamos viendo, leyendo o escuchando; para mí así es el surrealismo. Como algo que en un principio es absurdo pero mientras más lo analizas más te convence de existir.

El surrealismo es un movimiento artístico iniciado en 1924 y liderado por André Breton. Con exponentes de gran impacto como Max Ernst, Joan Miró y René Magritte, entre muchos otros. El surrealismo vino a cambiar la idea que se tenía sobre los alcances del arte. En una sociedad regida por el pensamiento racional, el surrealismo defendía la “realidad superior” del subconsciente. En palabras menos complejas, el surrealismo fue el inicio de la expresión del mundo de los sueños y del subconsciente; una expresión de cómo funciona la mente a diferencia de lo que se había hecho hasta el momento donde se plasmaban las imágenes del mundo real.

Los pintores surrealistas provenían de muchos países y tenían estilos artísticos bastante diversos, sin embargo eran muy unidos en cuanto a su ideología. Ese primer grupo de artistas surrealistas creía que el dibujo automático (en el que dibujaban sin pensar o planear el producto final confiando sólo en sus impulsos) llevaba al papel los contenidos de la mente subconsciente; mientras que los paisajes hiperrealistas llenos de creaturas extrañas nacidas de objetos cotidianos representaban el mundo imaginario de los sueños.

Cuadros de escenas ilógicas con precisión fotográfica, como las conocidas obras del español Salvador Dalí, destacan en el surrealismo; pero también en México hemos tenido grandes representantes de ésta corriente como los enigmáticos cuadros de Frida Kahlo, o las esculturas llenas de misterio de Leonora Carrington, que estuvieron en exhibición hace algunos meses en nuestra ciudad a lo largo de la calle 17.

El surrealismo lo podemos encontrar desde la literatura y las artes plásticas hasta en películas como El imaginario mundo del Doctor Parnassus, una de las últimas películas que hizo el actor Heath Ledger y donde el personaje principal saltaba de un mundo de fantasía a otros que eran a su vez incluso más ilógicos y soñadores.

El arte surrealista puede sentirse como un trago amargo para muchos, como algo imposible de agradar, sobretodo porque como humanos buscamos encontrarle sentido a las cosas al hacer comparaciones con la realidad que vivimos. Pero el encanto del surrealismo nace en dejar abrir la mente a realidades no vividas, dejarse llevar por la posibilidad de que algo pudiera ser real en algún otro plano, echar a volar la imaginación y permitirnos soñar despiertos. Como dijo John Lennon en una ocasión: “El surrealismo tuvo un gran efecto sobre mí porque entonces me di cuenta de que las imágenes en mi mente no eran locura. El surrealismo para mí es realidad”.

Olga Herrera

Aunque nacida en Monterrey soy Victorense de corazón, apasionada de las artes y de encontrar la belleza en todo lo que nos rodea. Soñadora de día, creo en la transparencia, la originalidad y la creatividad. Estoy firmemente convencida de que la cultura y la educación son las bases para un sociedad sana y feliz. Con humildad comparto lo que disfruto hacer cada día relacionado al arte y algo de los eventos que se ofrecen en la ciudad.