Reflexiones Victorenses

Noche de Viernes (los peleadores pelean)

Publicado el 27 de enero de 2015

En este momento son las 11:43 pm del viernes…y yo pensando en la inmortalidad del cangrejo, soñando despierta, planeando, imaginando, proyectando en mi mente…como le quieras decir… de esas veces que tienes muchas ideas acumuladas y amontonadas y hay que darles forma, esto me pasa cuando en toda la semana no publiqué nada aquí (mil disculpas!!), se me juntan las cosas que contarles! Uno de mis propósitos de este 2015 es ser por fin constante en mis entradas al blog, así que esta ausencia por aquí no-volverá-a-suceder!!

De entre las cosas que traigo en mente comentarles… voy a traducir el post de un blog que leí hoy sobre dinero y abundancia que me parece muy muy importante compartirles pero está en inglés… así que haré eso mañana para que todos lo puedan disfrutar porque la verdad que está buenísimo, me encanta leer todo lo que haga mejorar mis programas mentales sobre el dinero y trato de compartirles lo que me parece más relevante.

Mientras tanto… quiero recordarles una escena de la película ROCKY BALBOA (si no la han visto amigos, ya tienen tarea para este fin de semana), donde básicamente Rocky está considerando la posibilidad de volver a pelear profesionalmente, después de años de no hacerlo, ya con más edad y sin condición… está en esta crisis en la que muchos nos encontramos cuando, como que queremos hacer algo, pero alguien viene y nos dice que somos muy grandes o muy jóvenes o muy pobres o es muy tarde o muy temprano para hacerlo y nos agüitamos (en el caso de Rocky es su propio hijo el que se lo dice), pero dentro de nosotros mismos tenemos esa espinita de querer hacer eso. En la escena, Marie su amiga le dice a Rocky algo así:

«….Rocky, todos tenemos ese sentimiento, ese fuego dentro, y luego nunca tenemos oportunidad de usarlo y se va, pero tú tienes ahora la oportunidad, puedes usarlo. Y si esto es algo que tú quieres hacer (pelear) y si es algo que tienes que hacer, entonces hazlo. Los peleadores pelean.«

Esta escena me conmueve por tres cosas. Primera, cuando le dice «los peleadores pelean», tiene dos connotaciones distintas. Una, en el sentido de que en el caso concreto sí se trataba de un boxeador, entonces, sí, Rocky peleaba, y por tanto lo estaba animando a seguir su pasión. Por otro lado, «fighters fight», es también una manera de empujar a cualquiera, en lo que haga, como decirle se un guerrero, los guerreros pelean, le echan ganas, aviéntate…!

La segunda razón por la que me mueve, es porque es muy cierto que típicamente cuando deseamos algo grande, diferente a lo que los demás puedan tal vez esperar de nosotros, habrá alguien que nos diga que somos muy soñadores o idealistas o que lo que imaginamos es irreal. Y eso puede doler. Y si no tienes claro lo que quieres o tu espíritu es muy pobre, sin duda te harán abandonar tus sueños.

La tercera, y la que más me llega, es «la del fuego». Ese fuego que todos sentimos, ese sentimiento de que podemos hacer algo más y mejor, algo grandioso que en nuestro corazón sabemos que es correcto y, sobre todo, que es posible.

Así que hoy te pregunto amigo, amiga, ¿qué te quema por dentro? ¿cuál es tu más loco sueño? ¿qué te impide trabajar para lograrlo? ¿quién o qué es lo que te detiene? Tal vez quieres estudiar la carrera que nunca estudiaste, o eres ama de casa y quieres volver a trabajar ahora que tus hijos crecieron, quizá eres un chavo que quiere regresar a su mejor condición física, o construir la empresa de tus sueños…

¡El juego no se acaba hasta que se acaba! Si tu sientes que tienes algo que dar, algo que hacer, algo que decir, entonces dalo, hazlo, dilo! Que nada ni nadie te detenga porque ese fuego cuando no se usa, se apaga. Y entonces nunca sabrás cuántos tal vez necesitábamos de tí… ¿no quisieras ver hasta dónde puedes llegar?

Abrazos, Siempre pa´delante!

Marcia Benavides Villafranca

Nací y crecí en Ciudad Victoria. Creo que la familia es primero, que todo tiene una razón de ser, y me esfuerzo por encontrar siempre el lado positivo de las cosas.

De profesión, soy abogada egresada de la Universidad La Salle en esta ciudad. Por convicción, escribo con la misión de promover el desarrollo personal, la inteligencia emocional y el optimismo, bajo el lema que aprendí de mi abuelita, ¡siempre pa´delante!.

Sígueme en www.marciabenavides.com