Fútbol Americano

Bo Jackson: Desearía no haber jugado futbol americano

Publicado el 13 de enero de 2017

Bo Jackson, el atleta vivo más grande de la historia y el único hombre que ha sido All-Star en el beisbol y Pro Bowler en el futbol americano hizo una confesión este jueves a USA Today Sports.

Si hubiera sabido en sus días de jugador lo que sabe ahora: Bo nunca hubiera ganado un Trofeo Heisman en Auburn. Jamás lo habrían inducido al Salón de la Fama del Futbol Americano Colegial. Nunca habría usado el uniforme de Los Angeles Rams. Jamás habría pisoteado a Brian Bosworth en el Monday Night Football. Y nunca habría sufrido la dislocación de la cadera izquierda que terminó con su carrera en el futbol americano.

“Si hubiera sabido entonces lo que sé ahora, nunca hubiera jugado futbol americano”, le dijo Jackson a USA Today Sports. “Nunca. Desearía haber sabido de todas esas lesiones en la cabeza, pero nadie lo sabía. Y la gente que lo sabía, no se lo decía a nadie.

“El juego se ha vuelto muy violento, muy rudo. Ahora estamos mucho más educados en estas cuestiones del CTE (Encefalopatía traumática crónica), no hay manera de que yo permitiera que mis hijos jugaran futbol americano ahora.

“Aunque amo el deporte, los puedo golpear en la boca si dicen que quieren jugar. Se los he dicho, ‘jueguen béisbol, básquetbol, soccer, golf, lo que sea, menos fútbol americano”.

Jackson era suspicaz ante las tendencias explotadoras del juego cuando salió de Auburn –una sospecha que él dice jugó un papel importante en su deserción de los Tampa Bay Buccaneers– y que se conjugó con un mayor conocimiento de las consecuencias de las lesiones en la cabeza y su efecto en el fallecimiento de estrellas como Junior Seau, lo que obligó a hacer una nueva valoración del deporte.

Jackson, de 54 años, y quien será homenajeado el sábado con el Premio ‘Scouts Dream’ en la gala número 14 de la Professional Baseball Scouts Foundation, en Beverly Hills, sabe que el futbol truncó su carrera, pero no hay amargura por ello. También hizo una carrera en el beisbol.

De haberse quedado sólo en el beisbol, quizá él y George Brett, quien presentará su premio, no habrían sido sólo ex compañeros de los Reales de Kansas City, si no también compañeros del Salón de la Fama.

Si sólo hubiera jugado beisbol, quizá cada Mike Trout y Bryce Harper que llega al diamante habría sido comparado con Bo Jackson.

“¿Sabes qué? Aún así, no cambiaría nada, el hombre allá arriba tiene un plan para que se den las cosas, no tengo arrepentimientos”, le dijo Jackson a USA Today Sports.

Listo para alejarse

Jackson le reveló a USA Today Sports que tenía intenciones de retirarse de la NFL después de la temporada 1990, aún tenía un contrato con Los Angeles Raiders, fue al Pro Bowl ese año, pero quería irse y jugar beisbol cuando el año terminara.

En lugar de hacerlo, un golpe del linebacker de los Cincinnati Bengals, Kevin Walker, el 13 de enero de 1991, lo obligó a retirarse; con el impacto, se fracturó y se dislocó la cadera izquierda en el tercer cuarto de un juego de playoffs. Jackson pensó que era algo sencillo que le permitiría regresa a jugar contra los Buffalo Bills, la siguiente semana, en el partido por el campeonato de la Conferencia Americana.

Sufrió una necrosis de cadera que requirió de una cirugía para colocarle una cadera artificial… Nunca se puso el uniforme de futbol americano otra vez.

“Esa semana, tres o cuatro días antes del juego de playoffs, me senté con Linda (su esposa y madre de sus tres hijos) y le dije que iba a anunciar mi retiro. Cuando la temporada terminó, ése era el plan. Bueno, el hombre allá arriba cambió ese plan”, le declaró Bo a USA Today Sports.

“No soy un hombre muy religioso, pero creo en Dios y creo que Él hace las cosas por una razón, si me hubiera retirado antes del final de mi contrato, probablemente, los fans de los Raiders me habrían odiado para siempre”.

En lugar de eso, Jackson es amado donde quiera que va, excepto en Tampa.

«Si hubiera sabido entonces lo que sé ahora, nunca hubiera jugado futbol americano. Desearía haber sabido de todas esas lesiones en la cabeza, pero nadie lo sabía. Y la gente que lo sabía, no se lo decía a nadie»

Bo Jackson

vía espndeportes.com

Los Editores

Somos una Revista Local con el objetivo de informar sobre temas de relevancia.