Crónicas Políticas

Martínez y Martínez en Ciudad Victoria

Publicado el 28 de mayo de 2015

Con ese lenguaje sibilino propio de los políticos, el presidente de la junta de coordinación política del Congreso local, Ramiro Ramos Salinas, declaró que la postura de la bancada panista, de retirarse de la mesa de la reforma político electoral, no es un chantaje.

Lo que sí sonó a puntual aclaración, es cuando Ramiro precisó que no existe todavía un texto definitivo del dictamen que preparan las comisiones conjuntas, pues el documento apenas está en su etapa inicial.

También puntualizó el joven diputado local de Nuevo Laredo, el elegante reproche de que todos los miembros de comisiones están obligados a participar en los trabajos que los ocupan, para que aporten sus propuestas y las defiendan con argumentos.

Lo que Ramiro quiso decir es que no se vale que diputados inconformes simplemente abandonen la mesa de discusiones pretextando cualquier cosa, cuando lo que procede hacer es defender, argumentar, rebatir, con razones valederas.

Confirmó el licenciado Ramos Salinas, que el dictamen será llevado ante el pleno del Congreso local hasta los primeros diez días de junio, y no el 31 de mayo como se había anunciado, sin que incurran en desacato jurídico.

La bancada panista que preside Kiko Elizondo Salazar, secundado por su antecesor Enrique Rivas Cuéllar, dice que lo que hace la comisión especial plural para la reforma político-electoral es sólo una simulación.

Sus contra-partes replican esta postura citando el antecedente de que esta misma bancada, y también Rivas Cuéllar, se oponen a la equidad de género en el futuro reparto de candidaturas, a presidentes municipales.

Pretenden ignorar (o realmente son unos ignorantes) que ya es norma constitucional que hombres y mujeres tengan igual número de candidaturas, en todos los partidos, en todas las elecciones.

Pero volviendo al punto de partida, Ramiro aclara que esta postura de los panistas no es de carácter chantajista, entendido ésto como que le hacen al enojado para que les den algo a cambio de fingir que transigen, acceden, atienden, aceptan, convalidan, entran al aro. Es la escuela de Francisco García Cabeza de Vaca; nos extraña por Rivas, que parecía hombre serio.

Por cierto, el periodista de Nuevo Laredo Javier Claudio Antonio nos cuenta en una de sus más recientes colaboraciones, que los rivales para la sucesión de Carlos Cantúrosas Villarreal en 2016, serán Ramiro Ramos Salinas contra Enrique Rivas Cuéllar.

Con todo respeto, creemos que eso no ocurrirá pues el junior de Enrique Rivas Ornelas tiene el mismo pecadillo de su señor padre, que le impidió hace más de 30 años ser candidato a presidente municipal: cero dinero.

Otro apunte periodístico de Javier Claudio nos entera que el colega Jorge López Molina, La Muñeca, salvó la vida cuando un grupo de delincuentes lo asaltó en su propia casa, en Nuevo Laredo.

López Molina era el autor de una columna maldita en el vespertino El Sol, de la no menos endemoniada sociedad formada por los extintos Raúl Cuéllar, Agustín Delgado Padilla y otros, llamada Candente, donde el Fiscal de Hierro, Salvador del Toro Rosales, era ridiculizado como El Fiscal de Fierros, insinuando que no era inmune a los sobornos.

Hablamos de una época en que Del Toro era intocable, tema tabú, nadie se atrevía siquiera a tomarle fotografías por no sufrir severas represalias. Era tanto el poder y el miedo que este funcionario tenía, que todas las noches cruzaba el puente hacia Laredo, Texas, y estando en el aeropuerto ordenaba que lo llevaran en avión o helicóptero a una ciudad que en ese mismo momento decidía, una diferente cada vez, para protegerse.

El Fiscal de Hierro suprimió a sangre y fuego a las bandas de delincuentes de la época en Nuevo Laredo. No tendría cabida en la época moderna porque rifa otro fuego más intenso, el del signo de pesos.

Ahora que el gobierno federal se hizo cargo de la seguridad de Tamaulipas por el fracaso del gobierno del Estado, los Ayuntamientos al menos de Nuevo Laredo, se dedican a pescar a borrachitos para impedirles que maten a otros cristianos cuando conducen vehículos.
Funcionarios del gobierno municipal que encabeza Carlos Cantúrosas Villarreal intensificarán los operativos anti-alcohol debido a que se incrementó el número de percances con pérdida de vidas humanas.

Los fines de semana instalan retenes en cruceros focalizados; los infractores de aliento alcóholico (tres cervezas bastan para ello) pagan una multa de dos mil pesos y los dejan ir porque todavía tienen pericia. Pero los que son descubiertos con un más alto nivel de intoxicación, merecen multas de cuatro a siete mil pesos y cárcel por 36 horas.

El tema de policías y ladrones nos hizo recordar que el corrupto senador del PAN de Reynosa, Francisco Garcia Cabeza de Vaca, cometió otra de sus temeridades pues presentó con su nombre y firma (inusual en él, que prefiere aventar la piedra y esconder la mano) una demanda ante la PGR contra funcionarios municipales de esa ciudad fronteriza.

Seguramente aportó una carga de pruebas, pues García Cabeza de Vaca señala a tales funcionarios como instrumentos de los delincuentes que colocaron en calles de Reynosa una red de narco-cámaras que vigilaban el desplazamiento de patrullas policiacas y militares.

Llegará un momento de careos donde el senador ostentará el fuero por delante, para sostener en cara de los funcionarios acusados, las pruebas que lo llevaron a delatarlos.

El fuero no significa inmunidad ni impunidad, pues puede García Cabeza de Vaca ser desaforado para que se siente en el banquillo de los acusados, cuando surja una contra-demanda.

También nos llega la noticia de Reynosa, de que el ex diputado local del PAN, cuñado de García Cabeza de Vaca, José Ramón Gómez Leal, renunció definitivamente a su adherencia a ese partido, para aspirar el próximo año, en calidad de independiente, a la presidencia municipal.

Repudia JR a su familiar político incómodo y no se esconde para hacerlo, como ahora que reprocha que su hermano Ismael, él mismo y su dos veces fracasado candidato a alcalde, un señor Chuma, tengan residencias en McAllen, despreciando tener sus hogares en colonias de Reynosa.

Cerca de Reynosa, en Río Bravo, anduvo ayer el ex dirigente magisterial Arnulfo Rodríguez Treviño, acompañando en eventos de proselitismo al candidato del PRI a diputado federal, Edgar Melhem Salinas, de quien se declaró convencido que ganará con contundencia.

Simultáneamente, grupos de profesores se manifiestan públicamente contra Rafael Méndez Salas por no defenderlos, ni antes ni ahora, contra abusos de la SEP que les retiene sus pagos de carrera magisterial.

Méndez Salas, el peor líder del SNTE en toda su historia, atiende su candidatura plurinominal del PANAL, o cuando menos ese es el pretexto que esgrime para seguir cobrando sin trabajar.
En Victoria también recibió el candidato tricolor Miguel González Salum otro espaldarazo, ahora del dirigente nacional de la Confederación Nacional Campesina, senador Manuel Cota Jiménez.

Anduvo en el mismo fandango el candidato mantense Alejandro Guevara Cobos invitado por Tino Sáenz y el abogado Rafael González Benavides.

Por cierto, el titular de SAGARPA hizo una visita a Ciudad Victoria para revisar los programas de apoyo a ganaderos y agricultores. Enrique Martínez y Martínez tuvo encuentros con productores y con el Secretario estatal de Desarrollo Rural, Carlos Solís Gómez.

En tanto que en Matamoros, la alcaldesa Leticia Salazar Vázquez integró un informe técnico para justificar el pedido a la Secretaría de Gobernación, para que declare un estado de emergencia, que abra las arcas del FONDEN en beneficio de cientos de familias afectadas por un fenómeno natural.

Cerramos la columna con apuntes de sociales, como el cumpleaños de mañana, del médico Carlos Guillermo Morris Garza, director del Hospital Infantil de Ciudad Victoria.

También es día de fiesta para el comunicador Max Avila Hinojosa, cuyo libro “Erase un periodista” ha tenido un éxito notable. Todavía se pueden conseguir ejemplares.

El sábado cumple años Fernando Acuña Piñeyro.

Distribuido por la Oficina de Gestoría de Prensa S. A. de C. V.

Alberto Guerra Salazar

Autor de la columna crónicas políticas en diversos medios de comunicación en el Estado. Propietario de la Agencia de Noticias ASI