Crónicas Políticas

Prepara don Norberto Treviño enérgica respuesta

Publicado el 03 de agosto de 2017

El presidente nacional del PAN Ricardo Anaya Cortés reconoció ayer en Ciudad Victoria, que el gobierno es un desastre, con la delincuencia fuera de control y la economía postrada. Claro, se refería al gobierno federal y se puso enérgico al exigir que se cumplan las expectativas de la gente, sobre todo en el renglón de bienestar.

Anaya almorzó en la casa de gobierno con Francisco García Cabeza de Vaca, con quien repasó algunas líneas de los temas de campaña de hace un año, sobre todo cuando nunca ofreció como candidato a Gobernador, que terminaría los agudos problemas sociales de la noche a la mañana.

En conferencia de prensa, Anaya Cortés prefirió abundar en las preguntas sobre personajes del PRI que le resultan cómodos para soltar metralla, como Oscar Luebbert y Eugenio Hernández Flores, soslayando preguntas incómodas.

Sin el menor asomo de rubor, el presidente nacional del PAN descalificó a los políticos del partido tricolor que tienen fama de mantener relaciones peligrosas y se declaró muy preocupado porque uno de ellos pueda acceder al manejo estatal del partido al que pertenece.

Planteó abiertamente que las candidaturas del PAN para senadores, diputados federales y presidentes municipales en Tamaulipas, se resolverán en 2018 conforme lo decida el comité estatal, es decir, el primer panista de Tamaulipas, séase consulta a la base o designaciones, definida ésta por él mismo, como democracia indirecta.

(Anteriormente, el PAN los llamaba dedazos).

Ricardo escabulló una y otra vez las preguntas sobre el desempeño del Gobernador Cabeza de Vaca. “Los resultados están a la vista”, dijo, aunque los que él describió son de color de rosa.

Hasta cuando un periodista habló del sondeo de Mitofsky, que refleja una baja calificación, Anaya se fue por las ramas. Lo único que concedió fue invocar tácitamente paciencia y resignación, porque “él nunca dijo que acabaría con los problemas de Tamaulipas de la noche a la mañana”.

También dejó muy mal sabor de boca la noticia de que José Murat es el coordinador especial del CEN del PRI para operar el proceso de renovación del PRI estatal, porque se trata de un político tortuoso, perversillo, de colmillos retorcidos.

Será un delegado efímero, fugaz, pasajero, porque lo suyo se constriñe a sacar adelante la elección del nuevo presidente del partido tricolor, y luego regresará a la Ciudad de México, para seguir manejándose como coordinador nacional de la Fundación Colosio.

(Es una cruel ironía que un político de la calaña de Murat, esté al frente de un organismo que lleva el nombre del candidato presidencial que veía a un México con sed y hambre de justicia, justamente por culpa de gente como el ex Gobernador de Oaxaca).

Uno de los aspirantes a la sucesión de Rafael González Benavides, el contador público de Tampico Roberto González Barba, es de los pocos priístas que ejercen una auto-crítica valiente y constructiva.

En un reciente texto suyo, el ex diputado federal y ex dirigente estatal de la CNOP, jaibo, solicita a sus compañeros de partido, que este proceso no quede sólo en la renovación de la directiva estatal, sino que vaya a fondo, sacudiendo vigorosamente las estructuras, para premiar a los que lo merecen, y hacer a un lado a los que han fallado.

Habla don Roberto González Barba, de los presidentes de comités municipales, de los directivos de sectores, para que el PRI vuelva a ser una organización política que se mueva por valores, no por parentescos, recomendaciones, influencias.

Se queja el contador, de que frente a las deficiencias, omisiones y fracasos del gobierno estatal, panista, los funcionarios de elección popular como síndicos, regidores y hasta diputados, del PRI, guarden cómodo silencio.

Hasta los delegados de dependencias federales permanecen callados, haciendo a un lado que le deben lealtad a su partido y olvidando su compromiso con los ciudadanos.

En otros temas, el gobierno de Matamoros que encabeza el licenciado Jesús de la Garza Díaz del Guante, emprendió un programa de creación de plantas ostrícolas, debido a que los recursos disponibles para el caso se están aprovechando en apenas un cinco por ciento de su potencial.

El director de pesca, de la Secretaría municipal de Fomento Económico y del Empleo, Enrique Lozano Garza, anunció la integración de grupos para organizarlos y capacitarlos en la actividad ostrícola, convocando para el caso a las cooperativas del área de la Laguna Madre, desde Soto la Marina hasta San Fernando y Matamoros.

Esta es una nueva oportunidad de negocio que Chuchín está impulsando, aprovechando recursos disponibles, de la federación y del gobierno del Estado.

Por cierto, el Ayuntamiento tiene puesto en marcha un programa de austeridad encaminado a reducir el gasto corriente, y consiste en la renuncia voluntaria, de un 10 por ciento de emolumentos, para funcionarios de nivel medio y superior.

Un regidor, panista, de Matamoros, Antonio Amaro Chacón, presidente de la comisión de gobierno y seguridad pública, armó tremendo escándalo sólo para evadir el pago de una multa de tránsito.

El prepotente funcionario no respetó la luz roja de un semáforo nocturno, aunque por fortuna no provocó un accidente, pero su infracción fue vista por agentes de tránsito que lo persiguieron para entregarle una notificación de multa.

El regidor panista montó en cólera, y los amenazó con hacerlos destituir sólo por estar cumpliendo con su trabajo. El energúmeno trata de conseguir que los cumplidos elementos sean corridos, según él, porque no tienen autorización para andar aplicando multas.

Es una mentalidad deformada de este político panista, desgraciadamente muy generalizada entre estos llamados servidores públicos.

Otro caso parecido es el que presenta la Secretaria de Salud Gloria Molina Gamboa, con su denuncia de que descubrió más corrupción de sus antecesores, ahora por mil millones de pesos.

El contralor gubernamental, Mario Soria Landero, pidió a los periodistas que lo entrevistaron sobre el tema, que le den tiempo para platicar con la señora Molina Gamboa, “porque ese dato no lo tengo yo”.

Incurren en ligerezas, frivolidades, ocurrencias, puntadas, con temas serios y trascendentes, que merecen un mejor tratamiento.

Sabemos que el médico Norberto Treviño García Manzo, ex Secretario de Salud, prepara un extenso documento donde rebatirá públicamente las acusaciones que han enderezado contra esa dependencia durante el tiempo que estuvo a su cargo, para demostrar que tiene las manos limpias y la conciencia tranquila.

En tanto que en Río Bravo, el director municipal de educación y cultura, Carlos Guerrero Ortiz, se declaró satisfecho de los resultados de las Clases de Verano 2017, por la participación de más de 150 niños, en diferentes sedes.

Explicó el funcionario riobravense, que el presidente municipal Juan Diego Guajardo Anzaldúa les pidió crear una alternativa de actividades recreativas y educativas para niños y niñas durante las vacaciones, a fin de salir de la rutina.

Hubo clases de valores, pintura, actividades intelectuales, dinámicas, deportivas, juegos y manualidades, en el Tamul del Valle, en la Casa del Arte Las Liebres, así como en comunidades ejidales como Atizapán de Zaragoza, Santa Apolonia y otras.

Rematamos con el tema de que el corrupto senador Carlos Romero Deschamps vuelve a ser foco de atención, ahora por su negativa a abrir el manejo financiero del sindicato petrolero, de su propiedad, como lo obliga la ley de transparencia.

Esa es otra de las vergüenzas que tiene que cargar Tamaulipas como penitencia, pues le atribuyen al pillo esta oriundez. Tiene dignos discípulos en Reynosa, Moisés Balderas Castillo, y en Ciudad Madero, Esdras Romero.

Correo electrónico: albertoguerra65@hotmail.com

Alberto Guerra Salazar

Autor de la columna crónicas políticas en diversos medios de comunicación en el Estado. Propietario de la Agencia de Noticias ASI