RevolucionMX

Lo bueno y lo malo

Publicado el 31 de enero de 2018
Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Share on LinkedIn0Digg thisShare on Tumblr0Email this to someone

El pasado martes estuvo en Ciudad Victoria el precandidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI) a la Presidencia de la República, José Antonio Meade, quien realizó tres eventos, uno con empresarios, otro multitudinario, donde estuvieron presente priistas de todos los municipios, y el tercero, con alrededor de 50 personajes de la clase política del estado.

En este último encuentro, que a pesar de haber sido más privado que los demás, tuvo una nueva dinámica no antes vista, fue un acercamiento en lo cortito, donde se le pudo cuestionar al precandidato diferentes temas.

La nueva dinámica comunicativa motiva este tipo de encuentros, los cuales en otros tiempos era casi imposible que sucedieran, tal como se dio la reunión con el precandidato a la Presidencia ese día.

Pudimos apreciar a un personaje como Meade (“Mid”) con mucha sencillez, humilde, pero sobre todo que sabe de lo que habla; es una persona que al final deja un buen sabor, así como también en el encuentro con los empresarios fue muy positivo, dado que se le vio el alcance que tiene en los diferentes temas de relevancia para ese sector.

Además, lo que no queda duda es que el estilo nuevo de hacer política (ya sea por gusto o por necesidad) la está viviendo y la está haciendo el precandidato priista; ojalá veamos más seguido este estilo y que al final no cambien quienes dirigen al partido.

 

EL CAMBIO GENERACIONAL

Otra cosa que hay que reconocerle al PRI, al menos en Tamaulipas, es el cambio generacional que se acaba de dar. El día de ayer fueron los registros para la senaduría y los distritos federales, y en la mayoría de estos personajes, con menos de 45 años, incluyendo la fórmula al Senado y en al menos cuatro distritos se está postulando gente joven.

Es algo que no nos había tocado presenciar y que, a pesar de la complicada elección a la que van a entrar, con estos nuevos elementos hay más posibilidad de dar la pelea.

Hoy se dio un gran paso para ir dejando el pasado atrás e incluir a la sangre fresca que ha venido  haciendo su chamba de un tiempo a la fecha, una generación que de ganar está obligada a dar resultados y no quedarle mal a la generación que representan.

 

LO MALO

Estamos pasando por unos momentos terribles en el entorno político a nivel nacional, donde lo malo que tenía el PRI, y que siempre habían sido criticados por decir que son los mismos de siempre, entre otras cosas, son quienes se ha llevado Morena.

Las opiniones negativas dirán que el partido se está quedando sin gente, pero los optimistas contestarán que gracias a ellos se está limpiando, yéndose gran parte de quienes eran una carga, en todos los sentidos.

Pero dejando eso a un lado, vemos cómo esos ex militantes pasan de un partido a otro sin importar que toda su vida hayan criticado y luchado contra ese partido.

Así, estamos viviendo una mezcla de todo, con partidos que ya no se pueden diferenciar unos de otros y que todavía no podemos tener claro que el personaje, no importe de qué partido sea, ese es por el que habremos de votar.

Eso es en lo que tendremos que trabajar después de esta elección, porque esta que estaremos viviendo será la más mezclada de la historia reciente de nuestro país.

Ojalá tengamos la posibilidad de diferenciar unos de otros y que dependiendo de cada candidato puedan generar eso que atrae al elector, que son los sentimientos y la proyección de una esperanza diferente, hacia eso habremos de ir.

Por lo pronto solo nos queda analizar el perfil de cada uno de ellos, junto con sus propuestas, y una vez que ganen presionar para que cumplan esas mismas cosas que prometieron. Nos queda mucho trabajo como sociedad.

Pepe Cárdenas Castillejos