Salud

Alimentos Contaminados

Por:
Publicado el 16 de diciembre de 2013
Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Share on LinkedIn0Digg thisShare on Tumblr0Email this to someone

Aunque pocas autoridades oficiales realmente declaran la verdad sobre lo dañino que son los alimentos que encontramos en el 95% de los mercados formales, hoy en día la información está al alcance de nuestros dedos, claro, sólo para el que se atreve a explorar, a introducirse en el agujero de la liebre.

El tema de la toxicidad en la comida que metemos a nuestro cuerpo, diario, hay muchas variantes, hay grados. No es tan fácil como decir, dañino y no-dañino, hay intensidad y matices. Para ejemplificarlo, puedo valerme de la típica controversia sobre si comer vegetales es mejor que comer carne. ¿Y si dijera que hay vegetales más contaminados que algunas carnes? Con esto yo quiero establecer que en la alimentación, tampoco hay absolutos.

Algunos ya se habrán dado cuenta de que en Salud Constante te introducimos a temas extensos e invitamos a hacer sus propias investigaciones. A mi me encanta imaginar que todos lo hacen, pero sé que no toda la gente se da el tiempo de documentarse. Espero me disculpen que no siempre ahonde en temas, ya que en este artículo tampoco lo haré. Pero les voy a dar una buena ilustración que les servirá de punto de partida a algunos o para ubicarse a otros.

La mayoría de la carne que se vende en supermercados o carnicerías tiene altos niveles de contaminantes. Desde los que la vaca viva absorbe, que van desde antibióticos y hormonas, pesticidas en su alimentos, hasta el stress al que son sometidas durante su vida y los químicos que ya cortada la carne les inyectan para que se conserven por más tiempo y para que tengan una imagen sabrosa.

Luego, tenemos a nuestras frutas amadas y nuestros benditos vegetales. La mayoría de ellos, están contaminados con pesticidas a los que son expuestos durante su crecimiento, eso es lo “normal”, por llamarlo de una manera. Para que se vean bonitos durante su tiempo en los estantes, algunos son cubiertos con cera con color para darles brillo. Y también tenemos a los que son alterados genéticamente, los llamados “transgénicos”, ahí también hay grados, pues algunos son modificados para que tengan ciertas formas o sabores, y algunos son modificados para que soporten pesticidas más tóxicos que los normales. O sea, los hacen resistentes al veneno que luego comemos nosotros. Es por eso que en muchos países está vetado este tipo de alimento. Lo cual, no debe darte la idea de que puedes bajar la guardia.

Los frutos secos, semillas, etc. Son más resistentes naturalmente por lo que son menos expuestos a químicos y procesos tóxicos, pero ojo con el “Gluten“.

Ahora, los condimentos, merecen atención. Debes tener cuidado con todo lo que lleve proceso de refinamiento, ejemplo, azúcar refinada, sal refinada, harina refinada. Este proceso de refinamiento, nada tiene que ver con nutrición, es más bien, por estética. El azúcar cuando se extrae de la caña tiene un color natural café, pero hace muchos años las corporaciones decidieron blanquearla, lo que da como resultado un producto tóxico.

Te recomiendo mucho a que rompas con tu confianza en las instituciones que deberían de estar cuidando nuestra salud, ellas ya fueron hace mucho corrompidas. Por lo que pon atención a los productos que empezaste a comprar porque dice “Sin gluten”, “natural”, “orgánico”, “vegetariano”, “sin calorías”. La publicidad es muy engañosa.

La mejor manera de mantenerte libre de alimentos contaminados, es produciendo tu mismo, cerciorándote de que ningún agente tóxico se introduzca en tus productos. Para los que todavía no les es posible hacer eso, y aún depende del supermercado, les recomiendo comprar comida sin códigos de barras. Y lavar con vinagre las frutas, verduras y legumbres, antes de consumirla.

Ahora bien, como es prácticamente imposible, mantenerse libre de tóxicos, les paso una lista de alimentos naturalmente desintoxicantes:

Obviamente hay muchos más, pero estos son muy potentes y se recomienda hacerlo frecuentemente durante períodos de tiempo con descanso. Pudiera ser que esto te produzca nausea y/o vómito, dolores musculares, fatiga, mareos, es normal, es parte del proceso desintoxicante que tu cuerpo está pasando.

No conozco a nadie con una dieta perfecta, no te frustres en buscarla, lo que hay en mejoría constante, y tu producto será la querida Salud Constante.

¡Manténte libre, limpio y feliz!

Pato Sada

Patricio es un escritor que nos comparte información recabada por años de investigación y estudio sobre desarrollo humano. Su enfoque es holístico y pragmático. Tiene un estilo original de expresarse, con tintes de comicidad e irreverencia.

Además de ser Socio Fundador y Jefe Editorial de Salud Constante, trabaja como consultor empresarial desde su despacho SadaRobles Consultoría.