Nutrición

¿Estás lista para bajar de peso?

Publicado el 06 de noviembre de 2013
Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Share on LinkedIn0Digg thisShare on Tumblr0Email this to someone

¿Estás lista para bajar de peso? La respuesta obviamente es ¡Sí!. Sin embargo, para el control de peso duradero tenemos que partir por: ¿Realmente estoy dispuesta a hacer cambios en mi alimentación y estilo de vida?

Sucede que, muchas veces empezamos una dieta sin estar convencidas o no por iniciativa propia, si no porque el doctor nos lo indico o porque alguien más nos presiona para ello.

Entonces, quizá al principio, comemos exactamente lo que dice la dieta, la cual muchas veces es muy diferente a lo que nos gusta, o a lo que podemos hacer por periodos prolongados.

Y nos manejamos del todo a nada: si rompo la dieta, ya no tiene caso y regreso a mis hábitos. O incluso, si logramos seguirla por varias semanas, pero volvemos a comer igual, subimos más del peso inicial.

A eso le llamamos, “síndrome del yo-yo”, primero bajas del peso y luego lo vuelves a subir, ocasionando una disminución de tu metabolismo, lo que propicia, en parte, la ganancia posterior de peso.

El problema es que, cada vez que disminuimos drásticamente nuestro peso, también perdemos músculo; pero luego cuando subimos de nuevo, en su mayoría es grasa, lo que nos ocasiona más flacidez y celulitis.

Por eso, es más que seguir un menú, se sugiere hacer cambios graduales, pero duraderos, en nuestros hábitos. Esa es la clave para mantenernos en nuestro peso y cuidad nuestra salud. Para ello te recomendamos:

  1. Desayunar siempre para mantener tu metabolismo activo. Trata de hacer 3 comidas y 2 colaciones al día.
  2. Utilizar platos y cubiertos pequeños. Esta comprobado que, entre mas grandes sean los utensilios para comer, mayores son las cantidades que ingerimos.
  3. Consumir vegetales variados todos los días. Las verduras, con excepción del aguacate, el elote y el betabel aportan en promedio 25 calorías por 1 taza, si están crudas, o ½ Taza si están cocidas. Además son ricas en fibra. La calabacita, los champiñones, el apio, el pepino, las acelgas, y la lechuga, son de las verduras que aportan menos calorías.
  4. Incluir una fruta de postre, esto te ayudara a sentirte satisfecha.
  5. Opta por productos light como leche, yogur, queso, tostadas, aderezos y pan entre otros.
  6. Leer las etiquetas de los alimentos. Aléjate de ellos que, en sus primeros ingredientes, encuentras azúcar, glucosa o aceite parcialmente hidrogenado. Trata de que tus alimentos no contengas mas de 3gr. de grasa por porción.
  7. Combina adecuadamente tus alimentos con todos los grupos.
  8. Cuida las calorías en la preparación de los alimentos. Acostumbra a cocinar a la plancha, a la parrilla, al vapor, con salsas sin grasa, en papel aluminio, al horno.
  9. Planear tus comidas. Cuando vayas al súper llena tu carrito de verduras y frutas.
  10. Aumentar tu ingesta de agua. La recomendación es de 6 a 8 vasos al día.

Al seguir estas recomendaciones, te garantizamos que vas a notar un cambio en tu peso y en tu composición corporal.

Gisel Hernández

Lic. En Salud Pública y Nutrición (UANL)
Diplomado en Nutrición Clínica
Diplomado en Nutrición en el Deporte